Martín Códax sorprende y emociona al público con “Fillo do Atlántico- O Showcooking”.

Martín Códax sorprende y emociona al público con “Fillo do Atlántico: O Showcooking”.

Posted on Posted in Gastronomía, maridaje, Notas de Prensa, Vino

Martín Códax sorprende y emociona al público con “Fillo do Atlántico: O Showcooking”.

Iván Domínguez, a cargo de la cocina, estuvo acompañado de muchos invitados. Entre ellos, el resto de Fillos do Atlántico.

 

La mariscadora Victoria Oubiña, el percebeiro Joaquín SanMiguel, el marinero Isidro Mariño y el viticultor Ramiro Aragunde, fueron los protagonistas, junto con el cocinero Iván Domínguez, del showcooking celebrado el pasado domingo, 12 de noviembre, con motivo del Día Europeo del Enoturismo.

Martín Códax reunió en este evento a todos sus “Fillos do Atlántico”.

Bodegas Martín Códax prometía sorpresas en un showcooking que avisaba “no iba a ser como los vistos hasta ahora e iría más allá de la cocina en directo”. Y vaya si las hubo.

¡Cocina, escenografía, espectáculo y emociones! Sí; muchas emociones fueron las vividas durante el Día Europeo del Enoturismo en Bodegas Martín Códax.

Durante el showcooking, cuya cocina corrió a cargo del Director Gastronómico del Grupo Amicalia, fueron apareciendo uno a uno los protagonistas de la campaña de publicidad de Martín Códax. Unos invitados muy especiales que supieron llegar al corazón de cada uno de los asistentes gracias a sus historias personales y profesionales que allí compartieron.

Invitados que, además, sirvieron de inspiración a Iván Domínguez para la elaboración en directo de un total de 5 platos, que son los que el público pudo degustar acompañados de los cinco principales vinos de la bodega: Martín Códax, Martín Códax Lías, Organistrum, Martín Códax Vindel y Martín Códax Gallaecia.

Pero los Fillos do Atlántico no fueron los únicos acompañantes de Iván Domínguez. En su cocina también estuvieron presentes su madre, Rosa Pereda, el panadero Eladio Pazos, y el conocido pastelero y maestro chocolatero, Ariel Medizabal, finalista de la copa del Mundo de Pastelería en Lyon en 2009.

“FILLO DO ATLÁNTICO: O SHOWCOOKING” PASO A PASO.

 

Con las vistas de la Ría de Arousa al fondo, Bodegas Martín Códax daba la bienvenida en su terraza a todos los afortunados que consiguieron comprar una entrada para este evento. Solo fueron 75 las que se pusieron a la venta y en pocos días estaban agotadas. Un dato fantástico, teniendo en cuenta que el 10% de la taquilla se destinará a la lucha contra el cáncer de próstata, a través de la Asociación Española contra el Cáncer (AECC).

Tras un brindis por lo que en un rato estaban a punto de presenciar, rápidamente llegaban a la sala de eventos donde daba comienzo el espectáculo.

Tras la proyección del spot de Martín Códax Fillo do Atlántico  y la propia historia de Iván Domínguez   el cocinero hacía su entrada de la mano de su amigo, el panadero, Eladio Pazos. Él mismo desvelaba la primera de las sorpresas: durante toda la jornada, elaboraría pan a base de agua marina en riguroso directo y delante del público. Al finalizar, cada asistente pudo llevarse uno a su casa. ¡Un regalo de lo más sabroso!

A lo largo del showcooking, Iván no estuvo solo en ningún momento. La primera en sumarse fue su propia madre, Rosa Pereda, que le ayudó a crear el primero de los platos (Rubio guisado con crema de clementinas) a la vez que iba desvelando alguna de las anécdotas más divertidas de la infancia de su hijo. Este primer plato fue acompañado con Martín Códax Gallaecia, comenzando así con uno de los vinos más arriesgados de la bodega en cuanto a maridajes se refiere.

Para su segunda propuesta (Fabas de Lourenzá y almejas de Cambados) contó con el apoyo de la mariscadora Victoria Oubiña.  Esta cambadesa, que lleva años ejerciendo su profesión primero por obligación y después por pasión, vio en la receta de Iván, su día a día en la Ría de Arousa. El vino elegido para esta ocasión fue Martín Códax Lías.

Tras Victoria, otro invitado se unía a la cocina de Domínguez. Llegaba el turno del marinero Isidro Mariño. Un lobo de mar para el que el cocinero preparó Xarda lañada y ahumada con acículas de pino y crema de grelos fermentados. Un plato como este no podía estar maridado por otro vino que no fuera Organistrum, el albariño fermentado en barrica de Bodegas Martín Códax.

Para su cuarta propuesta (Percebes a la sal de alga percebe), Iván pidió la materia prima a su siguiente acompañante, el percebeiro Joaquín SanMiguel .  Osado, arriesgado y con un complejo trabajo a sus espaldas, como Martín Códax Vindel, el vino protagonista en este punto del showcooking.

Tras cuatro fantásticos platos, aquí no había acabado todo. El espectáculo dio un giro vertiginoso en los últimos minutos. La enóloga de Bodegas Martín Códax, abandonó su rol y se puso en manos de Iván. A Katia Álvarez la relevó Ramiro Aragunde, viticultor y socio fundador de la cooperativa . Un fantástico sustituto para hablar del principal vino de la bodega, Martín Códax, que, sorprendentemente, traía el postre a los comensales.

Y, para hablar de postres nadie mejor que, acompañando a Iván Domínguez, el pastelero y maestro chocolatero Ariel Mendizabal, finalista de la Copa del Mundo de Pastelería de Lyon en 2009. Ambos retaron al público a crear su propia versión de “Orballo de Martín Códax”. Así que los asistentes se pusieron manos a la obra.

Y cuando parecía que ya todo finalizaba, llegaba la última de las sorpresas.

La bodega presentaba en primicia su nuevo espumoso Martín Códax, realizado a partir de una vendimia seleccionada a principios de septiembre, y elaborado con el método tradicional Champanoise. Con una crianza de veinte meses, fue el protagonista del brindis final.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *